Para  oírte  mejor…

Share This
Etiquetas

CIENCIA UANL / AÑO 20, No. 86 octubre-‐diciembre 2017

¿Te   ha   pasado   que   acudes   a   un   evento   y   no   escuchas   nada  de  lo  que  comparten  los  oradores?,  es  bastante  común, ahora  imagínate  cómo  será  para  las  personas  con   problemas   auditivos.   Pues   bien,   el   Instituto   Nacional   de  Tecnología Industrial   (INTI,   Argentina)   instaló   un   aro   magnético   en   el   auditorio   del   parque   Tecnológico Miguelete, su cede central. Este equipo amplifica el sonido de   una   fuente   determinada   (por   ejemplo,   de   los   micrófonos)   y   los   convierte   en   ondas   magnéticas   que   son  recogidas  por  los  audífonos  de  modo  más  nítido  y   sin  interferencias  del  ruido  ambiente.

En  ese  país,  la  discapacidad  auditiva  afecta  a  una  de   cada  siete  personas,  porcentaje  que  va  creciendo  a  medida  que aumenta  la  longevidad.  En  este  contexto,  los   sistemas   de   escucha   asistida   reciben   cada   vez   mayor demanda por su potencialidad de beneficiar a un sector importante de  la  población.  Debido  a  esto  la  Comisión   IPADis  de  la  gerencia  de Recursos  Humanos  trabajó  en   conjunto  con  el  Centro  de  Tecnologías  para  la  Salud  y   la   Discapacidad   del   Instituto   para   concretar   la   colocación   de   este   dispositivo   que   convierte   al   auditorio   que   recibe  a  cientos  de  personas,  en  un lugar más  accesible e inclusivo.

Pero  qué  es  un  aro  magnético  y  qué  ventajas  presentan  para  mejorar  la  calidad  de  vida  de  las  personas.  Se   trata  de equipos  importados  a  un  costo  aproximado  de   $500   dólares   que   no   se   venden   usualmente   en   los   comercios.  Son dispositivos  de  fácil  construcción,  de  muy   bajo  costo  de  fabricación,  que  se  instalan  por  única  vez   en   un   ambiente   y   cambian   para   siempre   la   percepción   sonora  de  personas  con  hipoacusia  (incapacidad  total  o   parcial  para  escuchar sonidos  en  uno  o  ambos  oídos).

Los aros magnéticos pueden ser beneficiosos en muchos  ambientes,  desde  grandes  lugares  como  teatros   e  instalaciones  para  conferencia  hasta  ventanillas  o  salas  de  reunión.  También  constituyen  las  únicas  soluciones eficaces para entornos de transporte, en vehículos, terminales  y  estaciones  (fuente:  INTI-­Comunicación).